Página 59

Tabla de contenidos

"Entonces, ¿qué piensas que es eso?"

"Algo para hacer con Maddie, creo yo. Algo tiene que estar pasando, a sí mamá no me quiere decir nada al respecto, significa que son malas noticias."

"Ergo," dice Río, mostrando sus habilidades en Latín, "tú tienes que saber lo que es."

"Ella seguro cerró con llave la gaveta, creo.

"Eso no tiene que detenerte." Río me mira por todos lados. "Se de algunas trampas."

Aquí hay una visión que viene a mi cabeza. Río y yo, estando en lo más oscuro como las sombras de la luna, nos dirigimos hacia la oficina de mi madre. Estamos muy silenciosos como si alguien hubiera hubiera presionado un botón de silencio. Vamos en busca de su escritorio, no miramos a cada uno enviándonos mensajes en donde nos decimos, es ahora o nunca. Rio saca algo del bolsillo de su sudadera, éste tiene destellos de plata y pareciera que fuera una herramienta de la bandeja de un dentista. El introduce esa herramienta en la gaveta del escritorio de mi madre, me vuelve a ver triunfante. La gaveta de abre. Hago de a un lado a Río para poder ver qué es lo que hay ahí adentro...