Página 131

Tabla de contenidos

Él tiene razón, entre más se hace el intento por lograr que ella hablé, menos se logra el objetivo. Río ha estado el tiempo suficiente con ella y conoce todo ésto de primera mano.

"Está bien," dice Mónica viéndome. "No haremos nada que vaya a hacer esto más difícil. Y si le damos un poco de tiempo ¿quizás?”

"Tú no tienes tiempo", dice Catalina, categóricamente. "Y también si tu quieres que mamá tenga a Sadina fuera de la cárcel.”

"Es duro Catalina, pero es verdad." Paulie está de acuerdo. "Pero no tenemos que estar haciéndole preguntas a Maddie. Podremos encontrar otra forma de hacerlo.”

"Por supuesto que podemos," dice Mónica. Con muchísimo cuidado.

En seguida, se produjo un silencio que hizo que todo evitaran mirarse cada uno a sus ojos. Después Paulie despacio levantó su mano.
Mónica bajó sus hombros. "Sólo digo, nosotros no estamos en la escuela.”

Paulie encoge de hombros. Pensé en algo. "Tengo un amigo quien tartamudea. Él no lograba ni decir ni la mitad de las palabras que deseaba pronunciar. Juro que hasta duele escucharlo hablando; sin embargo cuando canta es maravilloso escucharlo. Es sencillamente perfecto."