Capítulo 25

Tabla de contenidos

Capítulo 25: Sadina

Toda esta semana y la próxima tomo el bus que va para la escuela tarde. Y siempre que me bajo del bus y llego a la casa, veo que ésta luce diferente.

Esto no es algo que tú puedas tocar. Me refiero, a no es como si alguien hubiera roto una ventana o recortado los neumáticos de un coche o algo pintado con aerosol desagradable en la puerta principal. Es algo interior. Puedo entrar a mi casa y por un momento olvidarme del resto del mundo. El problema está en que, todos los problemas están en mi interior. Todo está en el corazón de mamá. La primera vez que me dijo que Flynn la había traicionado y le culpó por todo el dinero que faltaba, me preocupada el pensar que ella fuera estar en la casa el día siguiente. En cambio, las horas y los días se han prolongado sin palabras del director del laboratorio o de la policía. Mamá dice que ella no se refiere a que los policías vayan a decir de que ella es inocente, más bien de que ellos están investigando en caso para así tener evidencias. Por el momento a ella no le permiten volver al trabajo y esto la va a volver a ella loca. La mesa de la cocina se ha convertido para ella la base de su casa, donde ella y papá se sientan a conversar y conversar, hacen café una y otra vez sabiendo que sus tazas aún están a la mitad de su café.