Capítulo 12

Tabla de contenidos

Capítulo 12: Sadina

Maddie tomó un asiento a tres lugares delante mío y no verá para atrás. Todo lo que puedo ver es una gorra de cabello marrón rizado elevándose por encima del borde del asiento. Bueno, está bien. Un pequeño espacio entre ambas es bueno en estos momentos.

No puedo creer que ella esté trayendo a esa gata a la escuela. No quiero pensar acerca de eso. Sé que le fallé, pero supuestamente que se supone que debería yo de hacer, ¿dejar que esto transcurra y creer que Bella es real?

Cuando yo ví a Laurel con su pequeña mochila circulando alrededor de Maddie en la parada del bus, debí de haberla detenido en ese momento. Esperé un minuto demasiado largo. Podría decir que es porque quiero que ella aprenda a valerse por sí misma. La verdad es que estoy cansada, realmente cansada de estar al frente de Maddie y del mundo. Mamá algunas veces me llama el Ángel de la Guarda de Maddie. Río piensa que esa imagen es totalmente falsa. Río dice que soy la ejecutora de Maddie. Así es como los que los chicos de hockey se dicen, los que se meten en peleas por el resto del equipo. He visto fotos de ellos y a pesar de no tener ojos negros y que no me hacen falta dientes, se exactamente cómo se siente ellos.